Anuncio

COPPAL advierte sobre posible golpe electoral en Honduras

SANTO DOMINGO.- La Conferencia Permanente de Partidos Políticos de América Latina y el Caribe (Copppal) llamó la atención sobre “preocupantes e inquietantes” rumores que indican la posibilidad de un golpe electoral en Honduras para este próximo jueves cuando al TSE ofrezca resultados electorales, y para lo cual según dice, se pretende convencer a un reducido sector de las fuerzas armadas que esté dispuesto a desconocer el triunfo de la Alianza Opositora.
La entidad continental que participó con su Observatorio Electoral, dirigido por la argentina Dolores Gandulfo, distribuyó 30 observadores de toda América Latina y el Caribe por los centros de votación detectando algunas irregularidades que pretendían, de acuerdo a lo que dice su informe, alterar el proceso para burlar la voluntad de los electores, lo que no impidió que el proceso se desarrollara con normalidad debido al civismo mostrado por la población votante.
En un documento firmado por su presidente, el dominicano Manolo Pichardo, la organización expresa que lamenta “el extraño silencio del Tribunal Supremo Electoral (TSE), que demuestra la debilidad del sistema democrático en Honduras” y califica de “deliberada la actitud de no ofrecer los datos que dan ganadora a la oposición”, lo que define como “un acto irresponsable que atenta contra la frágil estabilidad política del país”.
El documento dice que salvo las irregularidades mencionadas “lo observado por los delegados acreditados mostró que los comicios se desarrollaron con normalidad y con gran voluntad de participación del pueblo hondureño. Podemos decir que las demoras no serían producto del proceso electoral; siendo los cierres de mesa y la transmisión de las actas muy ordenados y en buen tiempo”.
El texto hace referencia a una parte del informe preparado por el Observatorio que reseña que “los miembros de la Copppal fueron demorados al ingresar al país, sufriendo inconvenientes y hostigamientos tratando de limitar los días necesarios para la estadía que permitiera cumplir con el rol de observadores. En algunos casos estos inconvenientes fueron resueltos luego de varias horas demorados y amenazas de ser devueltos a sus países de origen”.
Señalan también que “durante el recorrido por los establecimientos de votación se pudo observar dentro de los establecimientos individuos encapuchados y fuertemente armados que se identificaron como de las Fuerzas Nacionales Antiextorsión (FNA), lo que consideramos una fuente de intimidación a la ciudadanía al momento del ejercicio del voto y a los propios observadores”.

No hay comentarios