Asesinato de periodista por descuartizamiento a bordo de submarino llega a tribunal de Dinamarca

 COPENHAGUE, Dinamarca.-  Un tribunal danés iniciará mañana  jueves el juicio contra el inventor Peter Madsen, acusado del homicidio de la periodista sueca Kim Wall, que fue descuartizada a bordo de su submarino en un macabro caso con repercusión mundial que sacudió al país.
Madsen, un inventor aficionado muy popular en Dinamarca por sus diseños de cohetes y sumergibles, está acusado de torturar y matar el pasado 10 de agosto a Wall, a quien había invitado a bordo para concederle una entrevista.
El fiscal ya ha revelado que pedirá cadena perpetua o, de forma subsidiaria, custodia -pena prorrogable indefinidamente para reos peligrosos-, una vez que se ha determinado que el inventor no padece ninguna enfermedad mental seria.
El homicidio ocurrió con “planificación previa”, según el fiscal, que acusa a Madsen de llevar a bordo del submarino una sierra, cuchillos, destornilladores, tiras y tubos metálicos.
Según su investigación, el hombre ató la cabeza, brazos y piernas de la periodista, la golpeó y le practicó pinchazos y cortes en los genitales antes de matarla y tirarla al mar descuartizada.
El modo en que murió la reportera, cuyos restos mutilados fueron encontrados en una búsqueda de varios meses en la costa danesa, no se conoce con seguridad, pero la hipótesis es decapitación o estrangulamiento.
El fiscal -que acusa también al inventor de relación sexual sin coito, trato indecente del cadáver y de violar las leyes marítimas- ha insistido en comparecencias anteriores en la afición por el sadomasoquismo del inventor, en cuyo ordenador había vídeos de mujeres ejecutadas y torturadas, que él asegura que no son suyos.

No hay comentarios