Nuevo Presidente de México promete construir una nueva patria con memos corrupción y más equitativa

MÉXICO.- El izquierdista Andrés Manuel López Obrador, que asumió este sábado la Presidencia de México, prometió construir una “nueva patria” que acabará con la corrupción, la inseguridad y las violaciones en derechos humanos potenciando a la ciudadanía sin poner en entredicho la economía.
Tajante, claro y reiterativo, el líder izquierdista ofreció un discurso minutos después de recibir la banda presidencial por parte del mandatario saliente, Enrique Peña Nieto, asumiendo oficialmente la Presidencia de México en una ceremonia en el Congreso de la Unión.
Durante una hora y veinte minutos, desgranó muchas de sus propuestas de gobierno, la mayoría de ellas ya anunciadas durante la larguísima campaña electoral, que culminó el 1 de julio con su triunfal victoria con el respaldo del 53 % de los votos.
“No tengo derecho a fallar”, aseveró el mandatario, quien dijo huir de la “parafernalia del poder” para trabajar por la ciudadanía de un país que padece “grandes y graves” problemas.
Dedicó buena parte del mensaje a su principal caballo de batalla: la corrupción, que considera que ha arrastrado al país por un despeñadero y ocasionado pérdidas al presupuesto público federal de unos 500.000 millones de pesos (unos 24.450 millones de dólares).
“A partir de ahora se llevará a cabo una transformación pacífica y ordenada, pero al mismo tiempo profunda y radical, porque se acabará con la corrupción y la impunidad que impiden el renacimiento de México”, subrayó ante un pletórico Congreso, dominado por su partido, el Movimiento Regeneración Nacional (Morena).

No hay comentarios